Once impresionantes exposiciones virtuales que puedes disfrutar sin salir de casa

En enero de 2020 nadie podía prever que iba a ser un año paradigmático para el mundo del arte. Por primera vez, exposiciones de museos, bienales, concursos artísticos y galerías vieron su habitual agenda interrumpida por la pandemia de COVID. Un año más tarde no hay ninguna duda, la pandemia ha hecho que el circuito del arte cambie para siempre y una de las principales consecuencias que los museos van a sufrir ahora que vuelven a abrir sus puertas es la reducción del aforo.

Esas imágenes que nos mostraban a miles de visitantes agolpados en las inmediaciones de cuadros míticos como La Gioconda o El jardín de las Delicias del Bosco, no volverán a repetirse. Las macro-exposiciones que concentraban a miles de turistas son ya cosa del pasado. El desafío es abrumador pero la pandemia solo ha acelerado un sistema que la mayoría de los gestores reconocen que estaba agotado. El objetivo está claro dejar atrás un modelo insostenible y reinventarse.

La buena noticia es que el interés por la cultura y los museos en la pandemia se ha incrementado. La mayoría de las instituciones han visto cómo las visitas a sus webs se multiplicaban. Esta tendencia se ha unido al hecho de que tanto curadores como educadores cada vez apuestan más por las múltiples posibilidades que ofrecen las exposiciones virtuales. Son cientos las instituciones que en el contexto de la COVID han ofrecido recorridos 3D de sus galerías, estando estas disponibles a través de Google Arts & Culture o en plataformas similares que permiten al usuario pasear por el museo de ciencia de londres, museo Van Gogh en Amsterdam, el museo nacional de Tokyo o la Casa azul de Frida Kahlo.

He elegido algunas de las experiencias más inmersivas que han sucedido en el último año, algunas incluso he podido vivirlas en primera persona, y otras están a punto de suceder.

Un paseo por el Museo Nacional de Ciencias Naturales

Museo De Ciencias Naturales 360 Living Madrid Adolfo Gosalvez

Ya puedes visitar el Museo Nacional de Ciencias Naturales sin salir de casa. Sólo necesitas un ordenador, una tableta o un móvil para recorrer sus salas y disfrutar de sus magníficas colecciones, recreándote en los principales detalles. Gracias a las nuevas tecnologías puedes acceder virtualmente al MNCN. Esto ha sido posible gracias a su colaboración con participación la plataforma de Arte y Cultura de Google, en la que han creado una sección específica de Ciencias Naturales. Además de visitar todo el espacio mediante una visita virtual puedes elegir hasta seis reportajes o visitas virtuales diferentes. Mi recomendación es el recorrido geológico, 4500 millones de años en un recorrido a través de fósiles de diferentes eras geológicas.

Museo de las minas de mercurio de Monte Amiata

Museum Of Mines Of Mercury Monte Amiata

Otra visita virtual que me ha llamado mucho la atención por ser una propuesta diferente es la que ofrece el museo de minas de mercurio de Monte Amiata, situado en el casco antiguo de Santa Fiora, en el Palazzo Sforza Cesarini.El museo se ha unido con Google Arts and Culture para ofrecer una auténtica visita a la mina y busca reflejar la historia de las minas y los sacrificios realizados por los mineros, además de dar a conocer la geología del Monte Amiata.

Ronda de Noche, Rijksmuseum

Operacion Nightwatch
Oficialmente titulado NightWatch, bajo el mando del capitán Frans Banninck Cocq, la pintura de 1642 representa a un capitán instruyendo a un grupo de soldados.

El Rijksmuseum de Ámsterdam presentó la versión interactiva de su preciado cuadro como parte de un largo proceso de restauración denominado Operation Night Watch Antes de estrenarse la visita virtual, los expertos comenzaron a restaurar la pintura en una cámara de vidrio instalada en medio del museo, ofreciendo a los visitantes la posibilidad de ver la restauración en directo.

Uno de los puntos más interesantes que he encontrado en Nightwatch es que viene con opciones para niños y adultos. Los usuarios pueden además acercarse a diferentes aspectos de la pintura mientras un paisaje sonoro (el susurro de una capa, los cascos de un caballo, una melodía inquietante o una campana lejana) van marcando el estado de ánimo. El proyecto es un excelente ejemplo de cómo las galerías y los museos pueden adaptarse a los nuevos medios y cómo pueden hacer partícipes a los espectadores de una nueva forma de acercarse y disfrutar del arte.

Dorothea Lange, Words & Pictures, MOMA

Reconocida hoy como una de las fotógrafas más importantes de Estados Unidos, Dorothea Lange es admirada por sus deslumbrantes retratos de la condición humana y su aguda conciencia social. Cualidades que quizás se ejemplifican mejor en su imagen icónica de Madre migrante de 1936, que se convirtió en un símbolo de la Gran Depresión. Pocas personas saben que Lange también estaba enamorada de la palabra escrita. Como dijo una vez: «Todas las fotografías, no solo las llamadas documentales, pueden fortalecerse con palabras«.

Madre Migrante, Dorothea Lange, 1936 En su histórico fotolibro An American Exodus: A Record of Human Erosion, Lange se convirtió en una de las primeras fotógrafas en incorporar las propias palabras de su sujeto en sus leyendas.

A través de su exposición virtual en el MoMA, los usuarios pueden leer selecciones de la escritura de Lange, ver una serie de videos cortos sobre su trabajo, escuchar entrevistas con la curadora Sarah Meister y, por supuesto, dedicar el tiempo necesario para estudiar al detalle las fotografías de la icónica artista.

Van Eyck: an optical revolution, Museo de Bellas Artes de Gante

Jan Van Eyck

Quizá sea lo que pasó con esta exposición la mejor manera de explicar la deriva de los museos durante el 2020, y es que el mundo del arte quedó devastado cuando la pandemia obligó a cerrar una exposición como la Jan van Eyck en el Museo de Bellas Artes de Gante menos de dos meses después de su apertura. La exposición era única y suponía la muestra más grande jamás realizada de pinturas de van Eyck. En respuesta al cierre inesperado, el museo dio un giro y se asoció con la empresa belga de realidad virtual Poppr para crear un recorrido de 360 ​​grados por la galería y que incluía audioguías para adultos y niños. Los cuadros estrella presentados en la muestra incluyeron Retrato de un hombre y paneles del espectacular Retablo de Gante, cuya parte central representa a Jesús como un cordero sacrificado en un altar. Antes de la exposición, los paneles no habían salido de la Catedral de San Bavón desde 1945.

Un recorrido por el Museo Oceanográfico Alemán

Ejemplar presente en el museo oceanografico

También presentado con la ayuda de Google, este recorrido virtual es increíblemente atractivo e incorpora la realidad virtual como herramienta para divulgar el mundo marino. Ubicado en Stralsund, Alemania, el museo está repleto de exhibiciones sobre las maravillas de las profundidades. Además de ofrecer exposiciones a la carta incluye unos 300.000 fósiles, exhibiciones, fotografías y videos en línea y todo gracias al uso de las últimas tecnologías. Recomiendo la exposición de Acuarios Tropicales, en la que se puede apreciar la diversidad de la fauna y flora de los diferentes mares, y el asombroso colorido de estos espacios naturales.

Artemisia. The National Gallery

La primera gran exposición en el Reino Unido que mostraba la obra de la gran artista Artemisia se topó con las limitaciones que la pandemia impuso al mundo museístico. Sin embargo, desde la National Gallery decidieron que estuviera disponible también de forma virtual. El trabajo curatorial detrás de la exposición de artemisia es alucinante, el recorrido de media hora nos llevará siguiendo los pasos de la propia Artemisia de Roma a Venecia, y de Florencia a Londres.

Este recorrido virtual ofrecía a los visitantes la posibilidad de unirse a la experta, Letizia Treves, en un recorrido online de unos 30 minutos de duración, a través de los cuales descubrir el asombrosa trabajo de Artemisia, presenciar la violencia y el drama de sus pinturas más conocidas y reconocer la forma audaz en la que subvirtió la mirada masculina. Aunque la exposición fue clausurada el enero aún puede visitarse a través de Google Arts & Culture.

Writing the Future Basquiat and the Hip Hop generation, Fine Arts Museum, Boston

Anthony Clarke

El grafitero convertido en pintor, que murió de una sobredosis de heroína a los 27 años, no desarrolló su visión artística en el vacío: fue profundamente influenciado por una red de colaboradores cercanos. «Writing the Future: Basquiat and the Hip-Hop Generation», que se inauguró en el Museo de Bellas Artes de Boston en octubre, es la primera muestra que considera fundamental la influencia del amplio círculo de Basquiat de colaboradores principalmente negros y latinos, los cuales dieron forma a la visión artística del pintor en la ciudad de Nueva York de la década de 1980.

El museo complementó la exhibición tradicional con una exhibición en línea de contenido multimedia, que incluye ensayos detallados, imágenes de obras en la exhibición y clips de entrevistas con el artista. Se anima a los espectadores a explorar obras de arte menos conocidas de los compañeros de Basquiat, como las pinturas «futuristas góticas» de Rammellzee y los murales rebeldes de Lady Pink, en busca de temas y estilos de los que Basquiat se hizo eco en su propia obra.

Andy Warhol en the Tate Modern

Cuesta imaginar que la siguiente retrospectiva que voy a mencionar sea la primera exposición de Andy Warhol en la Tate en más de 20 años. Además de sus icónicas imágenes pop de Marilyn Monroe, Coca-Cola y latas de sopa Campbell, la muestra incluye obras nunca antes vistas en el Reino Unido. Veinticinco obras de su serie Ladies and Gentlemen, retratos de drag queens latinx y negras y mujeres trans, se muestran por primera vez en 30 años. en la visita virtual que la TATE propone seguimos las explicaciones sala por sala de Gregor Muir y Fiontán Moran mientras conversan sobre Warhol a través de interesantes perspectivas discursivas como son la migración, la identidad LGBTQI y las preocupaciones de Warhol por la muerte y la religión.

Celebrando a Raphael Sanzio

Raphael Virtual Museum 1024x703

A través de esta visita online redescubriremos las obras del famoso pintor y arquitecto del Renacimiento, Raffaello Sanzio, más conocido como Rafael. Para conmemorar el 500.º aniversario de su muerte se ha creado un museo virtual que alberga más de un centenar de sus obras.

Esta retrospectiva digital que tuvo lugar durante el año pasado, reunió las obras más notables del artista. La navegación permite ir descubriendo las obras a tu ritmo, bien a través los diferentes países o seleccionando los museos u obras que más te interesen. En la visita se pueden encontrar de forma fácil y amena sus obras maestras más famosas, así como piezas menos conocidas y visitando los mejores museos del mundo, como los Museos Vaticanos, el Museo del Louvre, la Galería Uffizi, el Prado, Villa Borghese o el Museo del Hermitage. En la web te invitan a encontrar tu obra favorita de Rafael, desde sus serenas Madonnas hasta sus imponentes escenas bíblicas.

Paula Rego en la TATE

Paula Rego, The Dance 1988. Tate. © Paula Rego

Desde el 7 de Julio Paula Rego es una de las protagonistas de la TATE. Desde la década de 1950, Rego ha jugado un papel clave en la redefinición del arte figurativo. Pintora intransigente de extraordinario poder imaginativo, ha revolucionado la forma en que se representa a las mujeres. Esta exposición contará la historia de la artista, destacando la naturaleza personal de gran parte de su obra y el contexto sociopolítico en el que está arraigada. También revelará la amplia gama de referencias del artista, desde historietas hasta pintura histórica. Vuelve a fascinarme la manera en la que TATE quiere hacer llegar el arte a los más pequeños. Complementaria a la exposición que tendrá lugar se han desarrollado diferentes páginas interactivas donde los niños y niñas puedan acercarse a conocer la obra de Rego.

Imagen de portada | Erik Smits (Rijksmuseum)


La noticia

Once impresionantes exposiciones virtuales que puedes disfrutar sin salir de casa

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Déborah García Sánchez-Marín

.