El consumo de carnicería falsa está teniendo lugar en los Estados Unidos.


A todos nos gustaría probar una hamburguesa falsa. Porque tenia un poco de repulsión, pero bueno, y si era tan bueno como prometeico? La fiebre pegi carnívora aumentará en 2019 y se consolidará en 2020, a excepción de las cifras de pandemia. ¿Será verdad que las hamburgueserías intentan decirte que hay un buen Whopper que está bastante contento?

Cuando la carne hecha con plantas molaba. Lo que prometió Impossible Foods en 2014 surge de una mentira difícil. ¿Una hamburguesa vegetal que sabe a animal? Esto es algo que no se ha discutido desde que Bill Gates inventó una idea que ayudaría al planeta: teóricamente ayudaría a cambiar el cubo climático porque cada uno de ellos tiene un auto en nuestro planeta. Este pagaré, y pronto tendremos las hamburguesas falsas desenterradas en la conquista del mundo aunque tiene un problema: fabricantes como Impossible Burger o Beyond Meat no están disponibles.

Más coches, y no necesariamente los mejores. Un estudio de WSJ confirmó que era fácil entrometerse. Las hamburguesas falsas son una estupidez para ilustrar nuestra cuenta de Instagram, pero salían más caras. Pronto parece estar además de no ser especialmente bueno para tener verduras. Daba igual: varias cadenas de restaurante de restauración —com McDonalds, Burger King, TGB o Goiko Grill— renovaron sus cartas con este producto estrella. Queremos ser más sostenibles, no tendremos que inventarlo. La pregunta, claro, es si sabían a carne. De eso estamos hablando en este video con una lista de citas.

En Estados Unidos se desinfecta el clavel vegetal. Un estudio reciente revela que para 2020 el consumo de maíz falsificado aumentará un 46%, en 2021 un 0,5%. Los expertos hablan de un «ciclo de expectación, con una montaña de probandola una o dos veces». Los alimentos no son ricos y el precio influye, pero hay otro factor: la percepción de que sus alimentos son muy procesados. El clavel rojo no es muy saludable, dice mucho convencimiento, pero esto, como comentamos, también ayuda en esta separación.

Pero tengo algo de optimismo.. El caso no aplica para todas las partes —en Europa el crimen parece sólido— y los pronósticos son buenos para las directivas del grupo Nestlé o Unilever, que tienen muchos métodos en marcha (o en la carne, la mayoría) . Las empresas son muy interesantes —la carne generada en las impresoras 3D ahora es más que suficiente— y hay una posible explicación para el incidente: la que este fenómeno llama el famoso ciclo de expectativas de Gartner en el que se dibuja el pico de interés ahora. estamos en el «valle de la desilusión». El interés crecerá y el mercado crecerá, asegurando este ciclo.

Estamos bajando. Da igual que sea vegetal o no. Las alarmas pueden saltar con el fenómeno de la carne falsa, pero debido al consumo de carne ternera también ha cambiado, aunque ha aumentado la producción y consumo de carne de pollo. Esta última, seguro, es mucho más sostenible, pero su producción de la niña nunca tuvo ideas curiosas curadas para paliar los problemas. El consumo de ternera cayena carne en 2020, un análogo lógico si tenemos en cuenta la producción del año anterior: 2019 supone un punto de no retorno y el primer año desde 1961 en el que la producción de carne en canal desciende a nivel internacional. Ya tenemos carne falsa de pollo, ojo, y empieza a ser bastante barata.

Imagen | Niklas Rhöse



Fuente