‘La creación violenta es la causa de muchos de los problemas de la sobrina’

‘La crianza violenta es la causa de muchos de los problemas de la niñez’


Santo Domingo.-La Coalición de Organizaciones No Gubernamentales (ONG) de la Niñez en República Dominicana considera que la creación sobre la base de una cultura de violencia es uno de los problemas que presenta la sobrina en el país.

Sindicatos, vergüenzas en adolescentes, deserción escolar, explotación sexual y trabajo infantil, son sólo algunos de sus fracasos provocados por la violencia en el entorno familiar.

Aunque lleva diez años como alcalde del año 2020, esta coalición puede asegurar que todo ese trabajo es necesario para facilitar a esos mecenas a los que creen que una ‘piel’ es un correctivo para la mayoría de los adultos.

Integrantes de la Coalición de ONG Infantia de República Dominicana junto al director de EL DÍA, José Monegro. jorge gonzález

Para participar en el Almuerzo Semanal del Grupo de Comunicaciones Corripio, representantes de Aldeas Infantiles, Muchachos y Muchachas con Don Bosco, Plan Internacional, World Vision y Aprendices, explicaron como la violencia en los hogares es la recibir.

En ese sentido, Virginia Saiz, directora del Plan Internacional, demuestra que todos los estudios realizados por entidad, en el país registran violaciones a la novena en todas las calles sociales, degradantes de clase, mediática y alta.

Para Johnny Bidó, director gerente de World Vision Incident, le preocupa cuán familiarizada está la familia con una dinámica que tiene modelos patriarcales de violencia, fundamentada en la agresión física, verbal y psicológica.

El director de Muchachos y Muchachas con Don Bosco, Marlon Herrera, consideró que la escuela juega un papel fundamental en la formación del individuo, pero no pudo atribuir la responsabilidad a los padres.

Protectores de entornos
Tomás Polanco, Director Ejecutivo de Aprendizajes, Coordinador de la Coalición, que agrupa a 35 organizaciones, insiste en que se cumpla la ley en todos los ámbitos de protección y reparación.

Kirsi de los Santos, de Aldeas Infantiles, refirió que desde esta alianza promueven entornos protectores para ayudar a los niños y niñas que sufren violencia en sus hogares a que en eluturo no repitan la historia con sus hijos, como parte de la cultura.

De acuerdo con un estudio de la organización World Vision, el 50 por ciento de los programadores considera que la creación implementada con violencia es lo que corresponde al buen desenvolvimiento de la sociedad.

Mientras que, según Enhogar 2019, el 64 por ciento de diecinueve empresas son víctimas de violencia por parte de sus padres o tutores.

El problema
La vergüenza en los adolescentes sigue siendo el principal problema para quienes trabajan en el país y están preocupados por la Coalición de Niños de la ONG, omnipresente para la mayoría de los países de América Latina y África subsahariana.

La comitiva caribeña tiene un promedio de 16 a 19% de vergüenzas en adolescentes, mientras que República Dominicana tiene esta cifra en 15% en menos de 15 años y sube a 23% cuando se llega a los 18 años.

No es posible tener un panorama de la isla por falta de datos sobre Haití. Se dice que se sigue aceptando el problema de la vergüenza en adolescentes y uniones, pero que se está abordando el tema de la educación en derechos sexuales y reproductivos.

Unión de Voluntarios
Esta Coalición de ONG de Infantería plantea que para mejorar la situación del recién llegado, el Estado debe brindar apoyo a las familias, incluyendo a la comunidad ya las instituciones.
Así, el proyecto de ley denominado “Creación Positiva” pretende ser una herramienta de apoyo a las familias, para educar con turno y enseñar que la violencia no es necesaria.

Retos de la niñez
Para saldar la deuda que desde hace años tiene el Estado con los nueves, Polanko dijo que ha respondido con proyectos como la creación positiva, provisión de condiciones físicas humildes y paternidad responsable.
Finalmente, Saiz indica que trata la cultura con la mentira, con el día y el día, denunciando a las brujas de la violencia contra estos niños.


.



Fuente