«Es un guerrero que tiene muchas ganas de vivir»


Los padres de Rodrigo, un bebé portugués que nació sin ojos, nariz y parte de cráneo, hablan de su primer cumpleaños. Han asegurado que ha transcurrido con normalidad y con un discurso del papá que destacó la fortaleza del niño. «Es un guerrero con muchas ganas de vivir», así lo describió el padre Constantino Alve.

El bebé, que celebró el 7 de octubre su primer año de vida, conocido como ‘ bebé sin rostro’ generó un gran escándalo en Portugal por la negligencia de un obstetra que siguió el embarazo y que no detectó las malformaciones. Además, ejercía pese a tener cuatro procesos disciplinarios abiertos. Hay que recordar que los médicos dieron entonces un pronóstico de pocas horas de vida al pequeño.

La familia del pequeño ha hablado con el portal de noticias Correio da Manhã, donde cuentan cómo fue su primer cumpleaños y señalaron que el sacerdote en misa lo describió como un «guerrero» y un niño «que tienen muchas ganas de vivir. «Rodrigo nos mostró que ni siquiera la medicina es certera. Al luchar contra todos los pronósticos negativos, Rodrigo nos mostró que tiene muchas ganas de vivir. Es un bebé guerrero», señaló.

La misa fue celebrada por el mismo sacerdote, Constantino Alve, que bautizó a Rodrigo cuando solo tenía tres días de nacido. «El día del bautismo fue muy triste, parecía una despedida. Estábamos alrededor de la incubadora. Hoy lo celebramos. La fiesta no es tan grande como imaginamos debido al Covid-19, pero lo celebramos ”, recordó Marlene Simão, la madre de Rodrigo.



Fuente