195 migrantes centroamericanos hallados hacinados sin comida ni agua en un hotel de Nuevo León


Algunos de los extranjeros se apiñaron en un hotel del municipio de Apodaca, Nuevo León.Instituto Nacional de Migración

La historia de la migración en México escribió este miércoles otra de sus páginas negras. El Instituto Nacional de Migración (INM) ubicó a 195 personas, en su mayoría de Centroamérica, en condiciones de hacinamiento, sin agua ni alimentos, en un hotel de Apodaca, en el Estado de Nuevo León. según la agencia en un comunicado. Entre ellos, había 13 niños menores de edad que viajaban solos. Todos ellos ya se encuentran bajo la custodia del Estado, que aún no ha precisado dónde ni cómo se encuentran en este momento, ni si ha sido necesario hospitalizar a alguno de los afectados.

Una denuncia a la Agencia Estatal de Investigaciones levantó la liebre. El INM, en un operativo conjunto con miembros de la Guardia Nacional y la Procuraduría General de la República de Nuevo León, accedió al lugar y realizó una verificación de identidad. El resultado: 80 personas de Honduras; 38 de El Salvador; 36 de Guatemala; 36 de Nicaragua; uno de Cuba; uno de Perú y tres de República Dominicana. Honduras, Guatemala y El Salvador conforman una región conocida como el triángulo norte, de donde proviene un alto porcentaje de migrantes, debido a la violencia y pobreza extrema del lugar. Los perfiles fueron variados, hubo casos de familias que viajaron juntas, así como hombres y mujeres adultos que lo hicieron por su cuenta, además de los 13 menores no acompañados.

La realidad de los migrantes a su paso por México está plagada de violencia y dificultades. Se enfrentan a ser desaparecidos, agredidos, asesinados, reclutados por el crimen organizado en contra de su voluntad o detenidos y golpeados por agentes de inmigración, que intentan contenerlos o deportarlos. Al igual que el 8 de octubre, cuando 652 personas también se ubicaban en el estado de Tamaulipas, cruzando el país hacinadas a bordo de tres remolques sin ventilación, según el INM. 349 eran menores de edad.

O al final del mismo mes, el día en que la Guardia Nacional abrió fuego contra una camioneta que transportaba a 13 personas de Cuba, Haití, Brasil y Ghana. Las balas mataron a dos cubanos e hirieron a otros cuatro pasajeros. «A Cristóbal [uno de los fallecidos] Le pusieron nueve balas, lo acribillaron en medio de una lluvia de balas «, dijo a este diario uno de los pasajeros del vehículo, quien también denunció que luego del tiroteo, los agentes colocaron un arma en el auto para justificar su conducta. Forma de proceder … La Guardia Nacional ha reconocido los disparos, pero asegura que los agentes solo actuaron por «el inminente riesgo a su integridad».

O cuando el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador justificó los cargos policiales —Cuyas imágenes se viralizaron por la violencia mostrada por personal de la Guardia Nacional y del INM— contra una caravana de migrantes que salió de Tapachula (Chiapas) a fines de agosto, argumentando que solo estaban tratando de protegerlos: “Tenemos que cuidar a los migrantes, aunque sea paradójico. Si les dejamos transitar hacia el norte de nuestro país para cruzar la frontera, corremos riesgos ”.

Registro migratorio y deportaciones

En 2021, México ha recibido 108,195 solicitudes de asilo, el mayor número de su historia. La mayoría son personas de Haití y Honduras, aunque la lista también la integran cubanos, salvadoreños, chilenos, venezolanos, guatemaltecos, nicaragüenses, brasileños o colombianos. En los últimos años, México se ha convertido en uno de los focos de migración global, atravesado por personas de todo el continente en su viaje a Estados Unidos. Y, como las ONG y organizaciones, tanto locales como internacionales, vienen documentando desde hace algún tiempo, las violaciones a los derechos humanos de los migrantes han sido constantes a su paso por el país.

En un informe de Amnistía Internacional y Haitian Bridge Alliance, publicado a fines de octubre y en el que se criticaba que los migrantes haitianos no estaban seguros en su tránsito por el continente, ambas organizaciones civiles pusieron especial énfasis en el caso de México. En concreto, el informe denunció la situación en tapachula, una ciudad de 300.000 habitantes en la frontera con Guatemala donde más de 35.000 migrantes están retenidos por las fuerzas de seguridad. Cansados ​​de esperar una solución que nunca llega -la Comisión Mexicana de Ayuda al Refugiado está abrumada en el lugar-, hacinada y en condiciones documentadas por diversas ONG como infrahumanas, de vez en cuando las caravanas abandonan el lugar. Intentan romper la valla del gobierno.

A finales de septiembre, en Ciudad Acuña (Cohauila), ciudad fronteriza con el estado estadounidense de Texas, se formó un campamento informal de miles de migrantes, que escapando de la persecución al otro lado de la frontera, volvieron sobre sus pasos buscando refugio en territorio mexicano. Allí también encontraron detenciones «voluntarias» por parte de las fuerzas de seguridad mexicanas, que buscaban devolver a los extranjeros a Tapachula.

Muchos de ellos han sido deportados a Haití., según el Ministerio de Relaciones Exteriores. El Gobierno habla de retornos voluntarios, aunque se siguen documentando casos que crackean la cuenta oficial, como el de un haitiano que intentó saltar de los escalones del avión cuando estaba a punto de ser deportado. Las organizaciones que trabajan en la frontera sur, como Amnistía Internacional, también han documentado retornos en caliente sin garantías legales. La principal pregunta ahora es en qué condiciones se encuentran las 195 personas “rescatadas” este miércoles, y si bajo la custodia del INM se acelerarán los trámites para obtener la personería jurídica o, por el contrario, serán devueltos a Tapachula o deportados a sus países de origen.

Suscríbete aquí para Boletin informativo de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la situación actual de este país



Fuente

¡Aviso de Facebook para la UE! ¡Necesitas iniciar sesión para ver y publicar comentarios de FB!