Gobierno dominicano sembrará maíz y sorgo para enfrentar precios internacionales


Ante las alzas de los insumos a nivel internacional, el Gobierno dominicano desarrollará un programa de sustitución de cultivos en las provincias de Azua, Peravia, San Juan y Pedernales.

De acuerdo al ministro de Agricultura, Limber Cruz, el plan es sembrar 300,000 tareas de maíz y sorgo para poder enfrentar el escenario mundial que ha creado China con la demanda de esos insumos.

El programa sustituirá los productos habichuelas, tomates y otros productores que quieran cambiar.

Explicó que China de 500 millones de cerdos que tenía, tuvo que eliminar más de la mitad producto de la fiebre porcina, lo que ha provocado que tenga que acudir a los mercados internacionales a buscar maíz y soya para reponer su crianza de cerdo.

“Hay una situación mundial, todos los comodities, llámese aceite de soya, el maíz todo ha subido de precio y hay un gran consumo de parte de China porque China tuvo que eliminar más de la mitad de su crianza de cerdos y ha tenido que salir al mercado a comprar muchas de esas materias primas”, expuso el titular de agricultura.

De acuerdo a los datos oficiales, el programa de sustitución de cultivos se encuentra en fase de ubicación de los terrenos en las provincias antes señaladas y con esto se busca para paliar los efectos de los altos precios de los insumos internacionales utilizados en la crianza de pollos y cerdos con fines comerciales.

El Gobierno otorgará los fondos necesarios mediante financiamientos a tasa cero de interés en favor de los productores y garantizará el cien por ciento de la venta de las cosechas a través de la industria porcina y avícola.

Aparte de este plan de siembra, el Gobierno está visitando los diferentes lugares del país no hay producción y se ha desarrollado acuerdos con el objetivo de que el consumidor reciba los productos a buen precio, pero que el productor no pierda.

Dijo que los precios internacionales afectan al sector avícola y porcino y a través de estos afectan los demás eslabones de la cadena, por lo que entiende que son productos que inciden en otros y es una cadena que se debe cuidar.

“Donde quiera que vamos hacemos un acuerdo con la producción, con la comercialización y para garantizar los buenos precios del consumidor que son al final los que resultan afectados”, indicó Limber Cruz, ministro de Agricultura.

Limber Cruz, ministro de Agricultura, ofreció las informaciones al encabezar el inicio de la zafra de tomate industrial 2020-2021 en Azua, cuya producción actual se estima alcance los cinco millones de quintales.

«El Gobierno seguirá apoyando toda la producción nacional. Estamos dispuestos a impulsar en el programa de siembra de maíz y sorgo en todo el país de más de 300 mil tareas que van a tener financiamientos a tasa cero, preparación de tierras y los insumos necesarios para devolver la buena productividad. Por eso estamos aquí”, indicó.

El precio del maíz y la soya incrementaron un 41.4 % y 40.8 %, respectivamente, en el 2020 respecto al 2019, lo que refleja un incremento interanual nunca antes visto.

Los datos que maneja el sector avícola dominicano indican que el precio promedio de la materia prima por quintal en 2017 se ubicaba en 16.75 dólares la soya y de maíz a 7.99. Esto cambió en 2018, cuando la soya pasó a 18.28 dólares y el maíz a 8.83.

En el 2019 el quintal de soya retrocedió a 16.78 y el maíz a 8.42 dólares, casi los precios de 2017. Pero a diciembre de 2020 el cambio fue brusco, el quintal de soya pasó a 23.63 dólares y el de maíz a 11.91 dólares, aumentando un 40.8 % y 41.4 %, respectivamente.

Conep

Recientemente el Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep) alertó sobre las fluctuaciones de los precios mundiales de materias primas y alimentos, que han alcanzado su nivel más alto en los últimos años, y los efectos que esto podría tener en la inflación y escasez de algunos productos.

El principal gremio empresarial llamó la atención sobre los cambios en los valores de productos como el petróleo y el gas natural, así como el maíz, la soya y otros cereales.

A través de un comunicado el Conep señaló que dicha situación se genera tanto por los efectos prolongados de la pandemia, como por fenómenos climatológicos, y variaciones en la demanda y suministro de países desarrollados.

En adición, las interrupciones en la industria del transporte marítimo y el costo de los fletes.



Fuente