La sombra de Figo y Cefern


No es algo habitual. Ms bien, nada. Uno entra en un vestuario y ves tu nombre en la taquilla, pero cuando la de al lado es la de Alessandro del Piero y la de Clarence Seedorf o la de Michel Salgado o la de Julio Csar, te das cuenta de que algo importante va a pasar o por lo menos emocionante. Uno no est acostumbrado a situaciones parecidas y en esos momentos lo nico que piensas es no cagarla y prometo que cumpl.

La FIFA decidi organizar un torneo de ftbol entre todas las confederaciones, ms otro de periodistas divididos en grupos de cuatro. El primero de nuestros compromisos lo afrontamos (un compaero ingls, otro argentino y un par de origen asitico era todo el argumento para el primer partido ante la ausencia de los refuerzos antes citados. El primer rival, la UEFA de Ceferin nunca mejor dicho.

De repente aparecieron quince hombres-mujeres vestidos de rojo dispuestos a aplastarnos. Junto al presidente, ah estaban Figo, Nuno Gomes, Maxwell y Boban para dar lustre. Uno intent primero marcar a Figo por aquello de la proximidad y despus a Ceferin. Poco que hacer. Al presidente de la UEFA le buscaban todo el rato, pero tampoco haca falta ante las ausencias de nuestra defensa. Ceferin apenas se movi pero no s cmo pudo marcar tres goles. Derrota.

En el segundo de los partidos ya llegaron los refuerzos. Y se not. Empate a tres contra la Concacaf con Klismann de estrella y Campos de portero. Clara mejora del equipo. Terminamos contra un combinado rabes con jugadores en activo. Decorosa derrota por la mnima y eliminados.

En otros de los partidos, por ah estuvieron Forln, Casillas, Thiago, Mascherano, Maxi Rodrguez, Pirlo … y el que escribe, que por una vez cumpli el sueo de su vida. Al menos, Ceferin ni se movi. O s.





Fuente