NBA: Ben Simmons rechaza la ayuda de los 76ers para tratar su salud mental


Ben Simmons sigue tensando la cuerda con los Philadelphia 76ers. A pesar de que en los últimos días el ambiente parecía haberse relajado y todos parecían dispuestos a enterrar el hacha de guerra con el base, que declaró que no se veía capacitado mentalmente para volver a trabajar, la nueva decisión del australiano ha vuelto a crispar el ambiente.

Según ESPN Simmons ha rechazado la ayuda que estaban dispuestos a prestarle los Sixers para ayudarle con sus problemas de salud mental. Una decisión que ha provocado la frustración en el seno de una franquicia que ya no sabe qué hacer para tratar de revertir la situación.

El jugador , que no quiso jugar desde el inicio de temporada al argumentar que no estaba mentalmente listo, ha ido un paso más allá y tampoco ha facilitado información al equipo sobre su actual estado de salud ni si ha tenido progresos en su recuperación.

El jugador, tres veces All-Star, solicitó un traspaso hace cuatro meses y dijo que no volvería a jugar con los Sixers después de su convulso final en la temporada pasada. Los de Filadelfia fueron eliminados por los Hawks, él tuvo actuaciones grises, eludiendo tirar y fallando muchos tiros libres. Se le consideró como el gran responsable de las derrotas y el entrenador Doc Rivers y la estrella Joel Embiid no salieron en su defensa, sino que cuestionaron su actuación. La incomodidad se hizo irrespirable.

Los Sixers, según dicen, quieren contar con Simmons mientras buscan un intercambio. Poco antes del inicio de los entrenamientos se declaró en rebeldía, aunque ha acudido a alguna de las últimas prácticas. Si no juega, se le irá descontando la parte proporcional de su salario. De momento, ya faltó al primer encuentro. Ya ha sido multado con dos millones de dólares por su ausencia en cuatro choques de pretemporada, entrenamientos y otras actividades del equipo.





Fuente