Destacado

Gobierno estima que ha beneficiado a 256 mil dominicanos con títulos de propiedad para sus familias

Según un comunicado de prensa de la Presidencia de la República Dominicana, si una familia completara todo el proceso de titulación por su cuenta para obtener su certificado de título de propiedad de una parcela, solar o vivienda, tendría que gastar entre 30,000 y 100,000 pesos, lo que estima en un promedio de 70,000 pesos. De acuerdo a la nota de esa institución estatal, ese monto de dinero es lo que se ahorra cada una de las familias al recibir el título definitivo de manera gratuita cuando esa labor recae en la Comisión Permanente de Titulación de Terrenos del Estado (CPTTE).

Según el director ejecutivo de la CPTTE, José Dantés Díaz, ese servicio que le cuesta a la familia un promedio de 70 mil pesos, al Estado, todo ese proceso le sale en un poco menos de 5,000 pesos.

“La comisión, para titular los terrenos, agota un proceso de 13 pasos entre los que figuran la identificación del terreno, medición del mismo, elaboración y tramitación de expedientes técnicos, firma de actos de transferencia y entrega de los certificados de títulos definitivos, entre otros pasos”, detalló Dantés Díaz sobre el proceso de titulación.

Reveló que el Gobierno ha obtenido 64,355 títulos definitivos de propiedad en 24 provincias del país, beneficiando a más de 256,000 dominicanos.

Sobre la titulación de terrenos, el ministro de la Presidencia, Gustavo Montalvo, en su calidad de presidente de la CPTTE, dijo que es una tarea prioritaria del Estado para lograr que cada vez sean más los dueños de terrenos que tengan su propiedad legalizada, dice la nota.

“Con la entrega de cada título avanzamos en la eliminación de la informalidad de la tenencia de la tierra y damos un paso más para que la República Dominicana sea un país de propietarios”, expresó.

En los municipios Sabana Grande de Boyá y Don Juan, en la provincia Monte Plata, así como en Cabrera, María Trinidad Sánchez; y en Castañuelas, Montecristi, personal de la comisión trabaja actualmente en la medición de terrenos. En esos municipios se espera beneficiar a unas 2,800 familias con títulos definitivos antes de que concluya el año.

“Estoy muy contento. Con un título de propiedad tu familia vive tranquila porque ya sabe que hay una seguridad, y cuando yo muera es una herencia que le queda. Nadie puede venir a molestarle”, expresó Humberto Fermín, ganadero de la zona de Monte Plata, satisfecho con las labores que se están realizando en sus tierras, describe el comunicado de prensa de la Presidencia.

De acuerdo a la nota, Martín de los Santos Merán, otro de los futuros beneficiados de esa provincia, declaró: “Cuando una parcela se titula, duplica su valor. Hay una seguridad inmobiliaria y se accede más fácil a los financiamientos, porque los bancos no prestan cuando no hay garantía. En cambio, esto nos asegura que vamos a tener financiamiento para aumentar la producción”.